EMPIRE OF METAL
SONATA ARCTICA : WINTERHEART'S GUILD
Home
EMPIRE OF METAL
La Historia Del Metal
El Test Del Metalero
Que Es Un Metalero?
Que Es Un Poser?
No ! al Metal Cristiano
Las Nuevas!
Nuevos Cds
Conciertos En Mexico!
FORO METALERO
Chat Metalero
Mp3s De Metal
Videos De Metal
Fondos De Metal
Skins De Metal
Letras De Metal Traducidas
HEAVY METAL
Bandas
Reviews
THRASH METAL
Bandas
Reviews
POWER METAL
Bandas
Reviews
DEATH METAL
Bandas
GRIND
Bandas
Reviews

SONATA ARCTICA "WINTERHEART'S GUILD"

Spinefarm Records

     Año tras año, estos jóvenes finlandeses van consolidando su posición de privilegio dentro del Metal europeo; un puesto sin duda realmente merecido gracias al enorme talento que atesoran y, por su puesto, acorde con la dedicación y el esfuerzo de los que suelen hacer gala la mayoría de formaciones escandinavas.

     Pues bien, Kakko y compañía regresan con su tercer larga duración, Winterheart´s Guild, un disco en el que se entrelazan perfectamente la magia y el aire fresco presentes en su magnífico Ecliptica, con el toque ultra Heavy, a la vez que bastante sinfónico, de su anterior y exitoso Silence. Estamos ante unos Sonata Arctica muy maduros, rebosantes de fuerza, ofreciéndonos continuos pasajes musicales repletos de matices, donde la melodía fácil queda a expensas de la compleja elaboración y la solidez instrumental. Todo ello no quiere decir que la melodía haya dejado de ser el punto central en su música, sino que esta alcanza un mayor grado de sofisticación y de madurez. Los estribillos épicos e hímnicos, en general, dejan paso a unas líneas vocales menos directas y más creativas.

     El plástico se abre con Abandoned, pleased, brainwashed, exploited, un corte muy veloz y uno de los más épicos de todo el álbum; un tema directo e impactante. Gravenimage deja clara constancia de la evolución de la banda y del paso adelante tomado en cuestiones de composición. Un medio tiempo intenso y con continuos cambios de ritmo que le otorgan un atractivo especial. Muy bueno. Como tercer corte nos encontramos con The Cage, donde de nuevo recuperan la velocidad instrumental, dejándonos un corte muy en la onda de su primer disco, derrochando toda la frescura que siempre han tenido en sus composiciones. Silver Tongue guarda una cierta dicotomía en su estructura. Por un lado es un tema bastante clásico, pero por otro goza de un punto innovador bastante atractivo, manifestado sobre todo en unas inquietantes línea! s vocales. Llega el turno de The Misery, una de las dos baladas del cd. Un estribillo muy sentido se convierte en el motivo central del tema. Kakko nos ofrece una lujosa interpretación, erizándonos el vello con unos agudos preciosos en el estribillo. El finés cada día canta mejor. Victoria´s secret retoma el pulso más épico de la banda gracias a un estribillo rabiosamente melódico, aunque con bastante similitud, dicho sea de paso, a su coreado San Sebastian. Destaca también, ahondando en la sofisticación de la que hablaba antes, un divino interludio, realmente arreglado y con importantes aires neoclásicos. Llega ahora Champagne bath, uno de mis favoritos. Se inicia con unas neoclásicas escalas de guitarra, bastante malmstinianas, para dejar paso después a un tema veloz pero poco previsible, que alcanza la gloria en su momento central gracias un atractivo juego de voces. Tras éste, surge Broken, otro de los mejores, con una melodía bastante experimental y con continuos cambios de velocidad, desembocando en un estribillo muy intenso, arropado fantásticamente por unos jocosos coros. The ruins of my life devuelve a los Sonata más heavies, donde a pesar del incendiario estribillo, tiene cabida un puente instrumental muy sinfónico. Y para cerrar Draw me, de nuevo otra balada, donde Tony Kakko se muestra simplemente genial. El control de su voz es soberbio, lo que otorga un clima angustioso y muy sentido al tema. ¡¡Bravo!!

     Hay que mencionar que Tony Kakko, al igual que ya hiciera en Ecliptica, se vuelve a hacer cargo de los teclados rítmicos, dejando los solistas en manos del archifamoso Jens Johansson. Además, como ya he mencionado anteriormente, Kakko canta mejor que nunca, lo que unido a la fuerza interpretativa y calidad que atesora el joven Liimatainen en las guitarras, proporciona un punto más de clase a su música.

     Los nórdicos siguen creciendo musicalmente y nosotros alegrándonos por ello. Si señor, un buen trabajo.

Enter content here

Enter supporting content here